Saltar al contenido

Serafines, que son, nombres y características

Los serafines son entes celestiales que se encuentran en la cima de la jerarquía angelical según las santas escrituras. Independientemente de tus creencias, te invito a conocer más de cerca a los seres benditos que habitan danzando y alabando a Dios.

Serafines y querubines
serafines nombres 

 

 

¿Qué son los Serafines?

 

Como ya se mencionó, los serafines son ángeles que se encuentran en la jerarquía más alta, es decir, se encuentran junto a Dios. Sus menciones más importantes las podemos encontrar en las Santas Escrituras en el libro de Isaías, en donde se describen alabando a Dios y cumpliendo su voluntad al purificar al profeta con las brasas del trono.

¿Qué son los Serafines?
Función de los serafines

La solapa de su manto llenó el santuario. Los serafines estaban de pie sobre él, cada uno tenía seis alas, dos para cubrir su cara, dos para cubrir sus pies, dos para volar. Se gritaron mutuamente estas palabras: “Santo, santo, santo es Yahvé Sabaoth, su gloria llena toda la tierra” (Is 6, 1-3).
Aquí está el único pasaje bíblico que pone en escena a los Serafines. La palabra hebrea que nombra a estos espíritus superiores significa “ardiente”. Como son los más cercanos al trono divino, arden perpetuamente con el amor de Dios que tienen como misión comunicarse con el resto del universo.

 Estos seres se les refiere como seres candentes o “ardientes” puesto que se encuentran cerca de la presencia divina todo el tiempo y emanan luz propia, gracias al profundo amor que sienten por la divinidad representando con su existencia la mismísima vibración del amor.

 

Significado de un ángel Serafín

 

El termino Serafín viene del hebreo śərāfîm, siendo el plural para el término “arder” o del latín seraphin cuya traducción más acertada sería “El Ardiente” o “Los que arden”.

El termino se refiere a su naturaleza luminosa he incandescente que estudiaremos a profundidad más adelante. Traducciones situaban al significado de los Serafines como “Serpientes de picada ardiente” o “seraf”, razón del simbolismo judaico de serpientes doradas con seis alas.

Característica de los Serafines

A los ángeles Serafines se les describe en Isaías 6:2-4 donde se registra que por encima de Dios volaban los Serafines, quienes cada uno tenían tres pares de alas (6 alas), Las cuales utilizaban de la siguiente manera:  Con dos de sus alas se cubrían el rostro, Con dos de sus alas se cubrían los pies y con dos de sus alas volaban de forma ascendente.

Estando alrededor del trono del señor gritaban en forma de cántico:

«Kadosh, Kadosh, Kadosh»

Cuya traducción literal sería:

Santo, Santo, Santo es el Señor de los Ejércitos, la tierra está llena de su Gloria

Se encuentran siempre adorando la gloria del Señor y se dice que su rostro es tan hermoso y perfecto que solo Dios tiene el privilegio de poderlo observar. Se comenta que por esta razón cubren su rostro en presencia de los pocos elevados que logran verlos, aunque algunos filósofos religiosos establecen esto como señal de reverencia a Dios.

La forma en la que usan sus alas para cubrir sus pies, representa humildad y el amor que es debido únicamente a Dios. Tienen voces prodigiosas con las que cumplen la función de la alabanza y con sus canticos cumplen funciones en la bóveda celeste.

Son seres radiantes como llamas ardientes, cuya prominente belleza se compara (en pinturas) con la de los infantes inocentes y perfectos. La cualidad de calidez y esta transmisión de luz se relaciona con el fervor y el amor.

 

¿Cuál es la función de los ángeles Serafines?

 

Los serafines como todas las criaturas o seres celestiales tienen una función específica. Los ángeles Serafines se encargan principalmente de alabar a Dios (Apocalipsis 4:8) y además tienen el papel de elevar a las criaturas de menor jerarquía ante la presencia divina.

Funcionan como espíritus purificadores que, bajo la voluntad de Dios, limpian y lavan a quienes han tenido la fortuna de que el cielo sea abierto para ellos y se les permita ser elevados, para que, al estar ante el señor, estén limpios de su pasado.

Aparte de purificar los alrededores del trono, estos seres irradiantes de luz son los encargados de regular el movimiento o el compás de los cielos. Emanan luz a todo el cosmos.

Cumplen la voluntad de Dios allá donde se requiera ya que se cree en la doctrina cristiana tanto como en la tradición hebrea, que fueron los serafines quienes bombardearon las ciudades de Sodoma y Gomorra esgrimiendo un gran poder en forma de elohines, con bolas de llamas ardientes.

 

¿Cuántos serafines existen?

 

Realmente cuando se habla de los serafines en la escritura, en ningún momento se menciona el número exacto de ellos que hay. Lo que sí sabemos es que son más de uno ya que se les referencia en plural “serafines”.

Una de las referencias más significativas la podemos ver en Apocalipsis capítulo 5, donde se narra la existencia de 4 seres vivientes, 24 ancianos y varios ángeles que circundaban el trono de Dios. Específicamente el versículo 11 cita:

  1. Y miré, y oí la voz de muchos ángeles alrededor del trono, y de los seres vivientes, y de los ancianos; y su número era millones de millones,

Habla de su número como “millones de millones”. El resto de menciones que rodean a los serafines se refieren siempre a más de uno.

 

¿Cuáles son los serafines y sus nombres?

 

Así como no se conocen a ciencia cierta la cantidad, tampoco conocemos los nombres de cada uno de los Serafines que alaban el nombre de Dios en su trono celestial, pero tenemos algunas referencias literarias posteriores. Los nombres más conocidos por nosotros de los serafines son:

  • Elemiah

Elemiah es un ángel poderoso que se relaciona con las cosas que están ocultas a los ojos y oídos de los hombres. Este ángel, particularmente se le convoca para descubrir cuál es nuestro propósito divino y puede ayudarnos a tomar decisiones correctas. Este ángel ayuda a conectarse con nuestra parte profundamente espiritual y es quien apoya a aquellos que desean construir el reino de Dios en la tierra.

Brinda su apoyo a aquellos que con amor buscan rectificar los errores que pudieron haber cometido en el camino, para traer a su alrededor una vida más feliz y más guiada a lo divino. Este ángel puede ayudarnos a sanar nuestro espíritu y a calmar las dolencias espirituales y emocionales si pedimos con el corazón.

  • Mahasiah

El ángel Mahasiah es el espíritu virtuoso de la rectificación, quien tiene la capacidad de cambiar los resultados de las acciones antes de que las consecuencias negativas sean evidentes. Se sabe que ejerce dominio sobre las altas ciencias: La filosofía, las artes y la teología, por lo que se le suele pedir por inspiración en estas áreas.

La esencia de este ángel puede ayudarnos a vivir en paz con quienes nos rodean, mejorando nuestro carácter y la virtud de vivir en armonía con los demás. También hay quienes le piden ayuda para mejorar las malas cualidades que se posee tanto a nivel corporal como a nivel espiritual.

  • Lelahel

Lelahel es el Serafín ligado a la irradiación de la luz como virtud “iluminadora”. Se dice que puede llevar luz allá donde haga falta, iluminando el entendimiento de las personas y emanando la presencia celestial para alejar a los moradores de las sombras incluso en los lugares más oscuros.

Este Serafín porta consigo con las propiedades sanadoras de la luz, por lo que su presencia trae consigo la sanación de las enfermedades, la cura de las dolencias y la restitución del cuerpo y la mente. En su ayuda, se puede potenciar la conciencia y conseguir iluminación espiritual en los tiempos de necesidad.

  • Achaiah

Achaiah es el ángel de la paciencia y el entendimiento de las cosas que se encuentran ocultas en la naturaleza. La paciencia como virtud es la llave para una vida terrenal más plena y satisfactoria. Es el ángel Achaiah una buena fuente de guía espiritual para quienes han perdido la fe o no encuentran el propósito de sus vidas.

Quienes quieren aprender sobre la verdad de las cosas de la naturaleza que nos rodean pueden meditar sobre estas, pidiendo entendimiento a este Serafín para comprenderlas. Al igual que quienes luchan contra la flojera, el abatimiento o la falta de sentido sobre sus acciones.

 

Serafines y Querubines

 

Para entender la diferencia que existe entre los Serafines y los Querubines hay que entender un par de conceptos primero. Dentro de la teología cristiana hay un grupo encargado de clasificar organizadamente el conocimiento que se tiene sobre entes celestiales. Dentro de ese grupo se encuentra una rama denominada la angeología, especializada en el estudio de los ángeles y sus virtudes.

Estos establecen que existen tres niveles en donde habitan los ángeles, en cada nivel podemos encontrar 3 coros angelicales, en una jerarquía ascendente, siendo la cúspide de la escala los ángeles que están más cerca del trono de Dios, es decir, los Serafines.

Junto a los Serafines en el primer plano tenemos a los Querubines y los Tronos. Los querubines en este caso cumplen un papel más relacionado a guardianes de la luz, como seres que iluminan el firmamento y custodian la gloria de Dios.

Al estar en el plano divino no tienen contacto directo sobre nosotros, pero si pueden ejercer su influencia en la tierra, así como nosotros podemos ver las estrellas que, aunque desde muy lejos, brillan en el firmamento.

Es entonces la diferencia principal que existen entre este grupo de ángeles, ambos eternos y sabios, pero con diferente jerarquía y por ende diferentes funciones.